Porque debes beber te de JENGIBRE todos los días y cómo prepararlo de la manera correcta

Si ya estás al tanto de los beneficios que aporta el jengibre a la salud, tal vez esté dispuesto a hacer un cambio radical en tu desayuno habitual e incorporar el té de jengibre desde la mañana para proteger a tu organismo con todas las propiedades que este super alimento ofrece.

A muchos tal vez les cueste renunciar a los lácteos en la mañana o al café, pero en cuanto pruebes el té de jengibre como desayuno seguramente te decidas a incorporar este hábito que representa una alternativa natural para comenzar el día lleno de energías.

El jengibre contiene gingerol y otras sustancias que lo convierten es un antibacteriano, antiviral y antifúngico ideal para contrarrestar los efectos del frío y para ayuda a combatir enfermedades respiratorias.

Entre los beneficios que tiene el consumo de jengibre podemos contar:

Antiinflamatorio: los compuestos antiinflamatorios que posee el jengibre previenen enfermedades e incluso tienen propiedades analgésicas que ayudan a aliviar el dolor articular y muscular que genera la inflamación.

Activa la función cerebral: el consumo regular de jengibre mejorará las capacidades cognitivas, aumentará la memoria y disminuirá los efectos negativos del estrés oxidativo.

Activa la circulación de la sangre: el jengibre permite un flujo sanguíneo adecuado favoreciendo el corazón y actuando como barrera por las enfermedades cardiovasculares. Es ideal para contrarrestar los efectos del colesterol y disminuir la presión arterial. Esto puede contribuir a evitar infartos y accidentes cerebrovasculares.

Mejora los procesos digestivos: los gingeroles y los shogaoles mejora la absorción de nutrientes en el estómago y esto evita el estreñimiento, el daño gástrico, los calambres estomacales, diarreas y vómitos.

Este té de jengibre es definitivamente la solución para muchos problemas de salud. Prepáralo de la siguiente manera y aprovecha al máximo todos sus beneficios.

Ingredientes:

  • 1 taza de agua caliente.
  • 5 rebanadas finas de jengibre.
  • 1/2 limón.
  • Miel a gusto.

Preparación y uso:

Coloque al agua un recipiente y hierva. Baje el fuego y añada el jengibre cocinando a fuego lento durante 15 minutos. Cuele la preparación en una taza y agregue el jugo de limón junto con la miel.

Antes de que se termine el artículo: todos los días publicamos noticias para ustedes pero necesitamos de su ayuda para difundirlas a través de las redes sociales, si nunca comentas, al menos dime HOLA y sabré que me lees. Si también te gusto la publicación, compártela en tu muro y podrás verla cuando quieras.

Este es un método simple de preparación de un té maravilloso que puedes tomar en cualquier momento del día, preferentemente en la mañana. Si te gusto esta información no olvides compartirla con tu familia y amigos, esto puede ser de mucha ayuda.

Déjanos un comentarios para saber que nos lees.