Quita los hongos y los callos de los pies de una sola pasada con este milagroso remedio casero

Una de las zonas del cuerpo a las que pocas personas presta atención, son sus pies. Sin embargo, estos merecen la misma atención que el resto del cuerpo. Como sabemos, estos son el medio de transporte principal que utilizamos para desplazarnos.

Por si fuera poco, muchas mujeres lo utilizan como complemento de su belleza, al usar tacones o calzados abiertos. No obstante, cuando los descuidamos, estos pueden sufrir graves daños.

Algunas se las consecuencias podrían ser contraer hongos entre los dedos. Otros males seria desarrollar grietas en los talones o que se endurezca la piel de estos. De ahí que sea tan importante prestar atención a nuestros pies, en especial si eres mujer. Pero en este artículo te hablaremos de una forma de cuidarlos en tu propia casa.

En la actualidad, podemos utilizar distintos métodos caseros para combatir el hongo en los pies. También hay otros que son útiles para eliminar las células muertas y evitar que tus pies luzcan descuidados. Eso y mucho más es lo que podemos conseguir con la aspirina mezclada con jugo de limón.

Con dichos ingredientes podemos preparar una poderosa crema exfoliante que cuide de nuestras extremidades. La misma controlará la aparición del hongo en las uñas y dedos. De la misma manera, elimina la comenzó que acompaña los hongos y otras bacterias.

Esta crema exfoliante es tan efectiva debido a su gran concentración de beta-hidroxiácido. Dicho compuesto liposoluble es el que utilizan las empresas cosméticas para fabricar sus cremas profesionales. De la misma manera, cuenta con sustancias antiinflamatorias y calmantes que disminuyen la tensión y el dolor. Por esa razón, te animamos a prestar atención a la forma de preparación de dicha crema exfoliante.

Qué necesitaremos:

  • Aspirinas (5 unidades).
  • Zumo de limón.
  • Piedra Pómez (1 unidad).

Preparación y uso:

Para comenzar, debemos echar las aspirinas en un pilón o mortero y machucarlas hasta triturarlas completamente. Después, pasaremos a vaciar el polvo en otro recipiente y a mezclarlo con jugo de limón. Ambos ingredientes debemos mezclarlos hasta conseguir una sustancia homogénea. Si la sustancia todavía está muy seca, puedes añadirle un poco más de zumo o un poco de agua.

Antes de aplicarla en tus pies, deberás lavarlos muy bien para eliminar cualquier suciedad. Acto seguido, aplicaremos una fina capa de la mezcla en las zonas con callos u hongos. Después de untarla en todo el pie, la dejaremos actuar por aproximadamente 30 minutos. Luego, debemos retirar la cama exfoliante con agua templada.

A continuación, debemos tomar la piedra pómez y frotarla sobre el pie para eliminar la piel muerta y áspera. Cuando la piel haya quedado suave, volveremos a enjuagamos con agua templada y secaremos los pies. Dicho procedimiento lo debemos repetir en su totalidad 2 o 3 veces por semana.

Al realizar este tratamiento, podrá eliminar los hongos y bacterias de sus pies. De igual manera, logrará estabilizar el pH de sus pies, eliminando malos olores y el pie de atleta. Para mejores resultados, podemos complementar el tratamiento con el uso de crema hidratante. Si sigues estas instrucciones y te adhieres a ella, tendrás resultados sorprendentes en poco tiempo. No olvides compartir esta información en tus redes sociales.

Si nunca comentas, al menos dime HOLA y sabré que me lees. Si además te gusto la receta, comparte la publicación en tu muro y podrás verla cuando quieras.